Eficiencia de la energía eólica

La energía eólica en el planeta tiene un enorme potencial, se podría obtener 20 veces más energía de lo que el mundo necesita.

Fuente: Energías Renovables

 

Hace más de 1000 años que los Persas aprovechan la energía del viento, utilizan esta energía para hacer girar unos molinos de eje vertical, eje vertical que a su vez hacía girar una piedra cilíndrica que usaban para moler grano.

Pero si hablamos de eficiencia, la máquina que realmente aprovechaba toda la energía eólica era él Thomas W. Lawson, un velero (botado el 10 de julio de 1902) capaz de transportar 11.000 toneladas de carga, más su tara de 5.300 toneladas. En este caso el viento empujaba más de 16.000 toneladas, el equivalente a 450 tráiler completamente cargados.

Esta máquina sí aprovechaba realmente la energía del viento. Si el viento soplaba con más intensidad, el velero llegaba antes a destino, si soplaba con menos intensidad la travesía se hacía más larga. Pero lo que no hay duda es que en esta máquina el viento que chocaba con la vela no pasaba de largo, soplase con la intensidad que fuere.

En el generador eléctrico a vela (Gelve) pasa lo mismo, el viento nunca pasa de largo. Si el viento sopla con más intensidad el compresor de alta presión trabajará más rápido, si sopla con menos intensidad el compresor trabajará más lento. Todo gracias al cambio de velocidades fugaz, capaz de obtener el par motor instantáneamente.